jueves, 13 de enero de 2011

Otros temas para el Foro de Davos:La anomia ideológica y financiera mundial

http://www.blogger.com/profile/18157515346381574866manasessepulveda@gmail.com0

El sexto informe del Foro  Económico Mundial ( Global Risks Report 2011) sobre la incapacidad del actual sistema mundial para hacer frente a las crisis y la falta de una gobernanza global efectiva para manejarlos no es nada nuevo: hace tiempo que el sistema colapsó y se está a las puertas de una especie de "anomia ideológica y financiera" con nuevos esquemas y paradigmas de desarrollo humano que están emergiendo.
Hay temas que el sexto informe no ha abordado de manera específica para la próxima reunión del 26 de enero en Davos: el paradigma asiático con China a la cabeza que promueve un desarrollo económico cuestionable en el aspecto de los derechos y el desarrollo humano (que está siendo aplaudido en Europa), la intolerancia religiosa con la agudización de la violencia en contra de cristianos en Oriente Medio y la quiebra de ideologías y sistemas económicos unificadores.

Estos factores son tocados de manera general por el citado informe en uno de sus párrafos: “La interconexión y la complejidad de las cuestiones significa que las consecuencias no intencionales abundan, y los mecanismos tradicionales de respuesta a esos riesgos simplemente transfieren el riesgo a otros grupos de interés o a partes de la sociedad”.
Es claro que los mecanismos tradicionales  de respuesta a los riesgos se han resquebrajado, se ha visto la quiebra y la falta de credibilidad del sistema financiero mundial, los organismos multilaterales como la Organización de las Naciones Unidas no han dado respuesta en cuanto a la preservación de la paz y la estabilidad ni siquiera con los principios básicos que le dieron origen al sistema de naciones, y para ponerle la tapa al pomo ni siquiera las religiones tradicionales han respondido a los mandatos divinos de respetar y amar al prójimo, lo básico en todas las principales religiones monoteístas como el cistianismo y el islamismo.
Ante este escenario. lo dicho por el sexto informe del Foro Económico Mundial queda corto, es apenas la punta del iceberg.  El mundo actual está a la expectativa de un nuevo orden diferente al tradicional y eso lo comprende el gigante asiático: China país cuyo viceprimerministro Li Kequiang que si observamos presenta a su país como el salvador de la Unión Europea.
Lo que algunos europeos celebran como el rescate a sus agotadas  economías es preocupante, más si observamos lo que expresó el viceprimerministro y regogido en un diario alemán y publicado en el diario El País de España: "El apoyo de China a las medidas de estabilización financiera de la UE y su ayuda a determinados países para afrontar la crisis de  deuda soberana contribuyen a promover la recuperación económica".
Esas palabras  no son un alago: revelan la incapacidad de la UE para resolver las asimetrías económicas de sus países y que el gigante asiático que es la segunda mayor economía mundial con la mayor reserva de divisas (dos billones de euros) queiere "salver" las economías de España y Grecia a cambio del cese de las críticas de los europeos a la situación de los derechos humanos en su país y la apertura de los productos chinos a sus mercados.
Es por eso que hablamos de nuevos paradigmas de desarrollo humano, ante la anomia ideológica y financiera mundial, esquemas como el chino una vez criticados ahora son aplaudidos por todos.  Ahora esperemos el desarrollo de los temas de la próxima reunión del Foro Económico Mundial.

No hay comentarios:

Publicar un comentario